En la década de los 80, en la industria cinematográfica italiana reinaba una diva, que fácilmente les robó el corazón a todos los representantes del sexo masculino, desde jovencitos hasta los más maduros.

Esta bella dama se llama Ornella Muti, aunque su verdadero nombre es Francisca Romana Rivella. Su apodo le llegó de la mano del director Damiano Damiani, a la tierna edad de 15 años, durante su debut en la película «La más bella esposa». Y su popularidad fue en aumento, después de unas escenas explícitas en la película de culto con Adriano Celentano, «La fierecilla domada».

Para ganarse la vida, a sus 13 años de edad, Francesca apareció desnuda en varias revistas pornográficas, mintiendo sobre su mayoría de edad. Y su primera participación cinematográfica fue en 1971, a los 16 años, posando desnuda en la película «El sol en la piel».

Gracias a su frecuente aparición en las portadas de revistas, luciendo sus encantos provocativamente, en torno de la actriz giraron numerosos rumores e intrigas, sobre sus romances y vida privada. Sin embargo, toda esta creciente popularidad solo la llevó a despertar constantemente la envidia de otras actrices de su época.

La película «La Última Mujer», de 1976, contenía numerosas escenas íntimas, bastante escandalosas y controvertidas. Por cierto, en esta película comparte carteles con el legendario actor francés Gérard Depardieu.

Cabe señalar que, de la taquillera película «La fierecilla domada», fueron cortadas muchas escenas, por considerarlas un poco picantes.

Por cierto, la sensual actriz tiene raíces rusas, a lo que muchos le atribuyen su exquisito atractivo.

Una vez, Muti fue invitada a participar en una película de Hollywood, pero la mujer rechazó la oferta debido a su embarazo, que no pensaba interrumpir.

Esta hermosa diva italiana, de 168 cm de altura y 55 kg de peso, vive una vida basada en la filosofía budista, no fuma ni consume alcohol, y se adhiere a una dieta de acuerdo a su grupo sanguíneo.

¡Vaya, qué belleza!

Es increíble como se ve la estrella a sus 62 primaveras. Ornella asegura nunca haber recurrido a las bondades de la cirugía plástica, y no quiere siquiera pensar en ello.

Como has podido apreciar, no es de extrañar que muchos tilden a Ornella Muti de ser una de las actrices más bellas de la historia de la humanidad. ¡Aun hoy, muchos la siguen admirando como a un ícono de la belleza femenina!

¿Qué opinas de la apariencia y el talento de esta diva italiana? Comparte tus impresiones con nosotros, y con tus amigos de las redes sociales…

from MusculacionFitness via tipsganamas on Inoreader http://ift.tt/2o1OmZ0
via IFTTT

Anuncios