El océano está lleno de misterios, muchos de ellos ocultos al ojo humano por grandes cúmulos de aguas abismales y caprichosas. No en vano, desde los tiempos remotos, la gente se ha sentido fascinada por este increíble y gigantesco mundo, prácticamente inexplorado.

A muchos les encanta el mar, y son capaces de sentarse durante horas en la arena de la playa, solo para disfrutar de las vistas. A otros, el mar les evoca medusas venenosas, tiburones y enormes e implacables tsunamis.

Sin embargo, ¡Cuántas cosas bonitas no tiene el mar para regalarnos! La mayoría de las personas experimentan sólo sentimientos positivos, al ver delfines, ballenas, focas, entre otras especies. ¡Si eres uno de ellos, comprenderás lo que sintió nuestro protagonista de hoy!

Al ver flotando en la orilla a aquella misteriosa criatura, nuestro amigo se metió sin temor en el agua. Como resultado, el joven se hizo amigo de aquel tan simpático ser, al punto de querer rascarle detrás de las orejas. Aquella hermosura de cuatro patas era una nutria de mar.

Estas curiosas, llamativas y simpáticas criaturas adoran a los niños y a los adultos. Si no se sienten en peligro, son capaces de relacionarse fácilmente con la gente, y jugar de forma segura. ¡Aquí, por ejemplo, el peluche de cuatro patas se dio sus dones de masajista!

Al ver video, de seguro más de una persona sentirá envidia por estar en el lugar de nuestro protagonista. ¡Yo tampoco me habría negado a una reunión con este maravilloso habitante del mar!

¡Con suerte, en el futuro las nutrias de mar dejarán de estar en peligro, y nuestros descendientes también tendrán la oportunidad de comunicarse e interactuar con ellas, en su hábitat natural!

¿Te ha gustado este artículo? Compártelo con tus amigos de las redes sociales…

from MusculacionFitness via tipsganamas on Inoreader http://ift.tt/2u2auDA
via IFTTT

Anuncios