Las bodas de las celebridades siempre son eventos brillantes y espectaculares. Y no es para menos. La mayoría de las estrellas adora estar en primera plana, y qué mejor que organizando una fiesta de ensueño: vestidos de diseño, lugares insólitos, invitados famosos…

Sin embargo, hay ceremonias que se distinguen por su esplendor, belleza y ternura.

Así fue la boda del famoso futbolista argentino del Barça, Lionel Messi, y su novia de la infancia, Antonella Roccuzzo.

Antonella y Lionel comenzaron su relación en su Rosario natal, incluso antes de que el famoso delantero se trasladara a España. Lionel conoció a su amor, cuando apenas tenía 5 años de edad.

Ahora, Messi, de 30 años de edad, y su novia, de 29, tienen dos hijos — Mateo y Thiago, de dos años y cuatro años, respectivamente.

A la celebración fueron invitados varios cientos de personas, y otros tantos periodistas y aficionados, quienes pudieron apreciar la ceremonia desde una pantalla grande, ubicada fuera del hotel.

A la ceremonia asistieron colegas pasados y presentes de Messi, tanto del FCB como de la selección de Argentina.

Pero, cabe destacar que a la boda no fueron invitados los ex entrenadores de Messi, ni siquiera Pep Guardiola. Lionel tampoco se molestó en invitar al legendario futbolista argentino Diego Maradona.

El vestido de novia de Antonella fue cosido por la diseñadora española Rosa Clara, quien también diseñó los vestidos de la actriz Eva Longoria y de la reina española, Leticia.

Aunque la pareja instó a los visitantes a no fotografiar la ceremonia, algunos de los invitados no hicieron caso de la solicitud, gracias a lo cual, hoy podemos disfrutar de estos entretenidos momentos de la celebración.

Por ejemplo, el primer beso de los recién casados fue más bien modesto.

Después de eso, los invitados, uno por uno, comenzaron a aparecer en la alfombra roja, posando para los reporteros.

La primera en salir, por supuesto, fue la pareja.

Seguidos de cerca por los paparazzi, después salieron sus amigos estelares.

Pero, lo interesante sucedió después de la ceremonia, en la pista de baile.

Lo principal es que la recepción del hotel fue muy divertida.

Entre los invitados estuvieron Gerard Piqué y Shakira, a pesar de que los medios habían escrito acerca de un conflicto con la novia.

La boda se celebró en el centro de la ciudad de Rosario — ciudad natal de los recién casados .

La comida en la fiesta se preparó según la tradición argentina. Los huéspedes pudieron disfrutar de una variedad de platos de carne vacuna, empanadas (pasteles latinos) y morcilla.

La seguridad estuvo garantizada por la vigilada de cientos de policías. Además, se contó con los servicios de una empresa de seguridad privada, quien se encargó de que, a la fiesta, no se colara ningún huésped no invitado.

Y así terminó la boda de uno de los mejores futbolistas del mundo.

Solo nos resta desearle a Messi todo el éxito del mundo en su vida familiar, y que este no sea de ninguna manera inferior a su éxito profesional. ¿Qué te pareció la boda de nuestra querida «Pulga»? Comenta y comparte con tus amigos de las redes sociales…

from MusculacionFitness via tipsganamas on Inoreader http://ift.tt/2vqRPSl
via IFTTT

Anuncios